Thu05252017

Last update08:17:11 PM GMT

Back Agroindustria Contrabando hizo caer en 20% las ventas de PIL el año pasado

Contrabando hizo caer en 20% las ventas de PIL el año pasado

Valoración de usuario: / 0
MaloBueno 

Los productos lácteos fueron internados desde Paraguay, Argentina y Uruguay, que generaron un sobrestock de 15.000 toneladas de leche en polvo.

Contrabando hizo caer en 20% las ventas de PIL el año pasado Pil. Daniel Aguilar, gerente de PIL, explica la nueva campaña.

Manuel Filomeno / Cochabamba.- El contrabando de lácteos provenientes de Argentina, Uruguay y Paraguay hizo caer las ventas de PIL Andina en un 20% en 2016 y en 7% en lo que va del año, reveló ayer el gerente general de la empresa, Daniel Aguilar.

De acuerdo con el ejecutivo, la venta de estos productos importados ilegalmente no se limita a la leche en polvo y entera, sino que abarca otros productos, como yogur, quesos, mantequilla, entre otros.

"El flagelo del contrabando nos afecta directamente, ya que hemos visto cómo nuestras ventas se han reducido en 20% el año pasado y en lo que va de 2017 en 7%, aproximadamente; esto genera condiciones adversas para la industria, que en los dos últimos años pasó por momentos muy difíciles”, precisó.

El comercio de productos importados ilegalmente, junto con una situación internacional desfavorable en el mercado de los lácteos, generó para PIL en 2015 y 2016 un sobrestock de leche en polvo de cerca de 15.000 toneladas, que desembocó en pérdidas financieras y en conflictos con los productores.

"En los últimos dos años, PIL perdió cerca de 30 millones de dólares por los stocks que tuvimos que rematar por estar en riesgo de vencimiento. Es un problema del que aún no salimos del todo, ya que aún contamos con 3.000 toneladas en almacenes; sin embargo, se ha hecho mucho más manejable”, subrayó.

En 2016, PIL tuvo que renegociar las condiciones de compra con sus proveedores, reduciendo volúmenes y precios para la leche cruda comprada fuera de los cupos que tuvo que establecer para poder asegurar su entrada en los mercados.

"Reducimos el acopio de un millón de litros por día a 800 mil litros por día en las tres cuencas (La Paz, Cochabamba y Santa Cruz), además de realizar ajustes a los precios, todo esto acordado con los productores, que al final entendieron que la situación anterior era insostenible”, explicó Aguilar.

 

Reducción

 

En abril del año pasado, PIL comunicó que, debido a las grandes cantidades de leche en polvo que mantenía en almacenes, establecería un cupo de compra a los productores, por el cual pagaría el precio nacional de leche, que en ese momento era de 3,60 bolivianos el litro. Sin embargo, para cantidades por encima del cupo, pagaría menos.

La medida fue resistida por los productores, que reclamaron al Gobierno que medie en el conflicto para establecer una nueva banda de precios y volúmenes.

El pasado 24 de febrero el Gobierno, productores y la empresa PIL Andina acordaron una banda de 3,20 bolivianos para la venta del litro de leche cruda en La Paz, informó el director general de Pro Bolivia, Javier Escalante. Es decir 10 centavos más.

Por su parte, los lecheros de Cochabamba y Santa Cruz también acordaron con PIL la compra del litro de leche cruda en 3,20 bolivianos y los domingos a tres bolivianos.

 

Lanzan una campaña para incentivar consumo de leche

 

La empresa PIL Andina inició ayer su campaña "Toma leche, vive saludable y nunca dejes de crecer”, destinada a incentivar el consumo de lácteos en personas mayores de 18 años.

"Consumir leche trae muchos beneficios a las personas mayores de 18 años, trae por ejemplo un gran aporte de proteínas, nutrientes, colaborando al crecimiento de los niños, pero también al desarrollo mental de los adultos”, explicó el gerente de marketing de la empresa, José García.

Esta campaña se enmarca en la necesidad de incrementar el consumo de leche en Bolivia, ya que el país ocupa uno de los puestos más bajos de consumo per cápita del producto a nivel regional.

"La Organización Mundial de la Salud (OMS) y la FAO recomiendan que para la adecuada nutrición de los seres humanos tendríamos que consumir entre 160 y 182 litros de lácteos al año, esto no sólo quiere decir leche, sino también queso y otros derivados. En Bolivia estamos muy lejos de esa cifra, apenas llegamos a 60 litros por año”, precisó.

Según García, en los últimos años se logró aumentar el consumo de leche por parte de los niños y adolescentes, pero ahora es necesario hacerlo con las personas mayores.

De acuerdo con estadísticas de la FAO, en Sudamérica, Uruguay es el país en el que más leche se consume, llegando a los 240 litros por persona al año, seguido por Argentina, 210 litros; Brasil, 160; Colombia, 141; Chile, 140; Paraguay, 130; Ecuador, 110; y Perú, 81.

La leche y sus derivados pueden contribuir considerablemente a la ingestión necesaria de nutrientes, como el calcio (necesario para el fortalecimiento de los huesos y para el crecimiento) magnesio, selenio, riboflavina, vitamina B12 y ácido pantoténico. Por ejemplo, un vaso de leche proporciona a los niños el 21% de las necesidades diarias de proteínas, el 8% de las calorías, además de micronutrientes clave.

Un vaso de 240 mililitros de leche fluida de vaca aporta 23% de las recomendaciones dietéticas diarias de calcio, cifra similar a la encontrada en una tajada de queso blanco o un vaso de yogur.

También es fuente de otros minerales, pues aporta el 12% de la recomendación establecida para el zinc y el 33% de la recomendación de fósforo.