25
Lun, May

Mapa mundial que muestra producción de energía eólica y solar

Internacional
Tools
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Desde que el hombre tuvo noción de las acciones ejercidas por los elementos de la naturaleza como el viento y el sol, solo fue cuestión de tiempo para que ideara mecanismos que le permitieran usarlos a su favor para generar en base a ellos energía limpia con la cual garantizar el funcionamiento del sistema eléctrico de una determinada región.

 

A lo largo del tiempo el uso de la energía eólica y solar fue extendiéndose y adoptándose por diversas regiones alrededor del mundo como alternativa para la generación de energía renovable.

Es así que actualmente investigadores de la Universidad de Southampton en Reino Unido se dispusieron a cartografiar las ubicaciones correspondientes a las principales centrales de producción de energía eólica y solar distribuidas en todo el mundo con el fin de obtener un recurso que pueda ser usado para ayudar a vislumbrar el impacto ambiental que genera su existencia.

 

 

En este sentido, en el mapa elaborado por el equipo de Sebastián Dunnett (disponible en este enlace) es posible observar los diferentes sitios donde están ubicados los parques eólicos y solares más importantes, en los cuales podemos evidenciar, no solo la envergadura de su infraestructura, sino también su capacidad aproximada de producción de energía, constituyendo así la primera fuente de datos mundial con acceso abierto a la información de estos sitios.

Para finales de 2018 se calcula que el porcentaje estimado correspondiente al aporte de electricidad mundial proveniente de los paneles solares y las turbinas eólicas representaba el 26%, constituyendo así las principales fuentes a quienes se les atribuye el rápido crecimiento de la energía renovable.

No obstante, pese a estas estadísticas, resultaba poca la noción que se tenía al respecto de los lugares en el mundo donde se encontraban estas instalaciones, así como pocos datos accesibles relacionados con su producción.

Y es que pese a los numerosos beneficios al medio ambiente que pueda suponer el uso de la energía solar y eólica, lo cierto es que su obtención puede acarrear algunos efectos adversos dentro de la ecología y vida silvestre circundante.

Por tanto, Dunnet y el resto del equipo sintieron que al llevar a cabo el proceso de cartografiado de estas instalaciones podrían brindar información crucial a los planificadores que les permita evaluar las consecuencias en el entorno generadas por la producción de estas energías.

Para la realización del mapa los autores obtuvieron datos procedentes del proyecto de cartografía mundial OpenStreetMap (OSM) de libre acceso y de carácter colaborativo. Es así como los investigadores extrajeron registros de datos que fueron agrupados bajo las etiquetas solar y eólico que después fueron contrastados con una serie de datos nacionales elegidos con el propósito de obtener una mejor apreciación de la capacidad de energía y generar en base a ella este mapa, presentando los sitios con centrales productoras de energías solar y eólica.